Negro sobre Blanco
 
 
 
Juan de Orduña, Director de Cine y patriota español
 
 
PPG - FNFF 
 
 
 
Juan de Orduña y Fernández Shaw nació en Madrid el 27 de diciembre de 1900. Fue actor y director de cine. Nacido en una familia de aristócratas, cursó estudios de Derecho. Su carrera artística como actor comenzó en los años veinte, incorporándose a la Compañía de teatro de Emilio Thuiller. Fundó su propia productora, Goya Films, con la que produjo varias. Se convirtió en el galán de moda en las películas mudas de la época gracias a la película Boy (1926) de Benito Perojo. Su debut como Director de cine fue en el año 1927, con Una aventura de cine.
 
   En años sucesivos intervino en numerosos títulos mudos. Participó como actor protagonista en la primera película sonora del cine español: El misterio de la puerta del sol, en 1929. A partir de la llegada del cine sonoro participó en películas con cierto renombre como Nobleza baturra (1935), de Florián Rey. Su trayectoria como Director es especialmente destacable en la década que siguió al fin de la Cruzada de Liberación Nacional. Desde 1941 abandonó casi totalmente su faceta de actor y se dedicó por entero a dirigir películas patrióticas, como Porque te vi llorar (1941). Se convirtió en uno de los cineastas más prolíficos del momento y también uno de los favoritos del público.
 
   En la primera mitad de los años cuarenta se consolidó como un gran director de comedias al gusto de la época, como: El frente de los suspiros (1942); Deliciosamente tontos (1943); Tuvo la culpa Adán (1944); La vida empieza a medianoche (1944); o Ella, él y sus millones (1944). Se especializó también en dramas históricos que exaltaban los valores patrióticos de la gran España que todos querían, y que disfrutaron enormemente del favor del público. En esa época rodó: ¡A mí la legión! (1942); Locura de amor (1948); Agustina de Aragón (1950); —ambas con Aurora Bautista—, La leona de Castilla (1951); o Alba de América (1951).
  
    No se puede obviar el hecho de que Orduña y los guionistas recibieron por parte de especialistas un interesante asesoramiento Histórico, Militar y Religioso, y que así se hace ver en los créditos de cada película, que proporcionaba datos históricos muchas veces desconocidos para el espectador común, caracterizados por su precisión, exactitud y rigor histórico. Sorprende comprobar el elevado número de personajes históricos utilizados en los filmes y la mención de sucesos históricos que solamente son tratados en  libros especializados de Historia.
 
   También fueron un gran éxito sus películas: Zalacaín el aventurero (1955); El Padre Pitillo (1955); El último cuplé (1957); Música de ayer (1958); La tirana (1958); Teresa de Jesús (1961); Nobleza baturra (1965); La tonta del bote (1970); y su última película Me has hecho perder el juicio (1973). También filmó zarzuelas, un género que vivió un cierto resurgimiento durante los años sesenta. Participó como actor en veinte películas, y como director en cerca de cincuenta. † Falleció en Madrid, el 3 de febrero de 1974, a los 73 años de edad.
 
 
 
 
 


FUNDACIÓN NACIONAL FRANCISCO FRANCO // Avda. Concha Espina, 11, 2º - 28016 Madrid -
Tel. 91 541 21 22 - Fax 91 541 43 82 - secretaria@fnff.es
Powered by La Compañía