Inicio
 
 
 
¡Santiago y cierra, España!
 
 
 
 
   El 25 de Julio es el día de Santiago el Mayor, Apóstol de Jesucristo y Patrón de España. Santiago era hermano del apóstol Juan. Ambos eran hijos de Zebedeo y se les conocía como "hijos del trueno" por su fuerte carácter que tuvieron que sobrenaturalizar gracias a Cristo.
 
   En España el día de Santiago es Solemnidad Litúrgica y día de Precepto (dispensado para los que por motivos de trabajo no puedan ir a Misa.  
 
   Santiago, junto a Pedro y Juan, aparece en la vida de Cristo en momentos cruciales como la transfiguración y la agonía en el Huerto de los Olivos. Eran los tres apóstoles más cercanos al Redentor por voluntad de Éste. Estaba por supuesto en la experiencia de Pentecostés, cuando la Iglesia de Cristo se pone en marcha impulsada por el Espíritu Santo, y comienza su expansión por todo el mundo.
 
   Santiago, según la tradición apoyada por el dato histórico, se embarca con destino a Hispania y desde Tarraco (actual Tarragona) inicia la evangelización de nuestra Patria. Será a orillas del río Ebro, en la actual Zaragoza, cuando Santiago recibe la milagrosa visita de la Virgen María que aún vivía. Por lo que fue una Bilocación de María y no una aparición desde el Cielo (como en Lourdes o Fátima).
 
   La Virgen María se aparece en carne mortal a Santiago para animarle en su tarea apostólica, y ello sucede el día 2 de Enero del año 40. María se posa en un pilar que se conserva en la actual Basílica de Zaragoza en honor a la Virgen del Pilar, que es la patrona de Hispanoamérica. Será otro 2 de Enero, en 1492, cuando con la rendición de Granada España recupere la unidad cristiana bajo la protección de Santiago el Mayor.   
 
   Santiago llega a Compostela y en su camino ha causado la conversión de algunas personas que son de hecho el embrión de la Iglesia en España, la patria que más ha aportado a la civilización cristiana en todo el mundo.  Tras su regreso a Jerusalén, el apóstol aún tendrá tiempo de devolver la visita a María antes de su dormición y Asunción al Cielo en cuerpo y alma. Poco después el Rey Herodes ordena su muerte. Y serán sus discípulos los que trasladen su cuerpo fallecido de nuevo a Hispania donde quede enterrado en Compostela. Como signo de su absoluta conversión y santidad, la actitud de Santiago ante su muerte es sin duda ejemplar. Un hombre como él, de carácter fuerte y hasta agresivo (pues llegó a pedir que lloviera fuego contra los que rechazaban a Jesús), afrontó la pena capital sin sentimiento alguno de rencor u odio solapado. El mismo verdugo se acercó a pedirle perdón y Santiago le miró con ternura y le deseó la paz de Dios. Luego se abrazó a su verdugo y se encomendó al Señor para su tránsito a la eternidad.  
 
   En el ámbito de la leyenda histórica, a la vez muy creída por el pueblo, en los inicios de la reconquista cristiana frente a la invasión mahometana se sucede la importante batalla de Clavijo, en 844, cuando Santiago apóstol se aparece a los soldados cristianos para animarles en esa guerra justa. La gran victoria española en esa batalla tuvo como hermoso efecto que la comunidad cristiana (que vivía bajo autoridad mora) dejara de pagar el infame tributo anual de 100 doncellas vírgenes al poder civil musulmán.   
 
   Desde 1122 el Papa estableció el año jubilar cada vez que el 25 de Julio caía en Domingo. Y ya desde ese siglo estaba consolidado el "camino de Santiago" como peregrinación europea y universal hacia la ciudad santa de Compostela. Por otra parte el 12 de Octubre de 1492 se inició la evangelización de América, y la dedicación de esa fecha a la Virgen del Pilar une con lazo permanente el apóstol Santiago al continente americano.  
 
   Santiago Apóstol, Glorioso Patrón de España, intercede por nosotros:   
 
Santo Adalid, patrón de las Españas,
amigo del Señor:
defiende a tus discípulos queridos,
protege a tu nación.
 
Las armas victoriosas del cristiano
venimos a templar
en el sagrado y encendido fuego
de tu devoto altar.
 
Firme y segura como aquella columna
que te entregó la Madre de Jesús;
será en España la Santa fe cristiana,
bien celestial que nos legaste té.
 
¡Gloria a Santiago,
patrón insigne!
Gratos tus hijos
hoy te bendicen.
A tus plantas postrados te ofrecemos
la prenda más cordial de nuestro amor.
Defiende a tus discípulos queridos,
protege a tu nación.    
 
 
   Desde la FNFF enviamos nuestro pésame a todos los familiares de los fallecidos ayer, en el descarrilamiento del tren Madrid-Ferrol.  
 
 
 


FUNDACIÓN NACIONAL FRANCISCO FRANCO // Avda. Concha Espina, 11, 2º - 28016 Madrid -
Tel. 91 541 21 22 - Fax 91 541 43 82 - secretaria@fnff.es
Powered by La Compañía