EFEMÉRIDES: 13 de abril

13 de abril de 2019 por Redacción FNFF

Compartir en:

 

Tal día como hoy, pero en 1942, Franco recibe al embajador francés en España François Piétri (embajador en nuestro país de 1940 a 1944) y le dijo que la victoria de los aliados permitiría la expansión del comunismo y que era una ingenuidad de los anglosajones el creer que se puede pactar con el diablo.(Notas tomadas del libro de Luis Suárez “Francisco Franco y su tiempo". Tomo III, pág. 321)

 

También, tal día como hoy, pero en 1961, Francisco Franco se reunía con el Capítulo de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo, en San Lorenzo de El Escorial, diciendo estas palabras:

Señores Generales, Jefes y Oficiales Caballeros de la Real y Militar Orden de San Hermenegildo:

En la exposición que el gran canciller de nuestra Orden ha hecho de la historia y trascendencia de la misma, ha centrado perfectamente la importante que ha tenido para
estimular la constancia y las virtudes en nuestros Ejércitos.

Entre las Órdenes Militares de nuestra Nación, ninguna conserva tan clara y lozana su actividad como la de San Hermenegildo, cuyo Capítulo se ha reunido hoy en este Monasterio de El Escorial con la solemnidad que estas reuniones extraordinarias han revestido siempre en las contadas ocasiones en que el Capítulo se reunió bajo la presidencia del Jefe del Estado, a todos los efectos su soberano.

Si se examina los momentos en que esta Orden fue creada, inmediatos a nuestra guerra de la Independencia, se comprende la necesidad sentida a raíz de aquellos acontecimientos que conmovieron las entrañas de la Patria, de cuidar de los altos valores del espíritu y estimular la cohesión, la unidad y la disciplina de sus Ejércitos,
evidentemente alteradas como consecuencia de las vicisitudes por que tuvieron que pasar.

No podía haberse buscado advocación más apropiada que la de colocarla bajo el nombre de aquel santo mártir príncipe español, cuya fe, lealtad y constancia no fueron jamás en la historia superadas.

 

 

Ese mismo día, de ese mismo año, se aprueba el Decreto por el cual, se hace una modificación importante sobre el Seguro de Enfermedades Profesionales, que afecta a la financiación, intentándose una compensación nacional. Otra modificación consiste en la uniformación de la protección con el accidente de trabajo “en todo lo que se refiere a situaciones, grado de incapacidad e indemnizaciones”. El propio concepto de enfermedad profesional se revisa y se relacionan treinta y tres y las incapacidades se clasifican de acuerdo con la normativa de accidentes de trabajo y la enfermedad profesional pasó a ser cubierta conjuntamente con el seguro de accidentes de trabajo, que ya había sido declarado obligatorio para el empresario y su alcance para todo trabajador por cuenta ajena y a cubierto de todos los riesgos y extendido en 1956 a todos los trabajadores agrícolas con los mismos beneficios que regían par la industria cuyas prestaciones comprendían las sanitarias, hasta que el accidentado pudiera ser dado de alta definitiva, y económicas que eran las tres cuartas partes del salario para la incapacidad temporal y un baremo de pensiones que alcanzaban hasta el 150 por ciento del salario para los grandes inválidos.

 

Compartir en: