Pensamiento de Franco: Soluciones cristianas, eficaces y justas

16 de diciembre de 2021 por Redacción FNFF

Compartir en:

 

La trascendencia universal de nuestro Movimiento político está en ofrecer al mundo soluciones cristianas, eficaces y justas que admitan parangón con ventaja con los sistemas más justos y avanzados en el orden social, pero conservando los bienes espirituales y morales alcanzados a través de una civilización secular.

A este vacío ideológico que en el mundo se acusa ha acompañado, sin embargo, un asombroso proceso de desarrollo técnico que ha alcanzado objetivos insospechados, y que ha facilitado también un acercamiento hacia niveles de bienestar material que constituye una normal y legítima apetencia de todos los pueblos. La era de los satélites y de las comunicaciones espaciales ha puesto de manifiesto en qué grado necesita nuestro mundo una política de eficacia, que debiera ser el resultado de una compenetración, de un intercambio de ideas y de una solidaridad de esfuerzos que nacieran de la mutua comprensión de las naciones. Una política con raíces y principios auténticamente comunes y por tales con validez de propuesta universal, capaz de servir las aspiraciones de paz en la justicia y de entendimiento en la libertad que son ciertamente comunes a todos los pueblos. Todos aquellos avances conseguidos han hecho al mundo más chico y que la vida de relación se intensifique. El progreso arrastra a una interdependencia mayor y obliga a vivir con las ventanas abiertas al exterior, disminuyendo el área de las soberanías. Los pueblos, quieran o no, se ven obligados a tener en cuenta la influencia de las corrientes mundiales. Lo mismo que la Cruzada española está hoy reconocido que sirvió al interés de Europa, liberando al Occidente del caos comunista, así pueden afectarnos a nosotros los grandes acontecimientos exteriores. Nadie puede ser insensible al fuego de la casa vecina.

Francisco Franco Bahamonde

(9-IV-1964: Clausura del IX Consejo Nacional.)

Compartir en: